A sala llena y con un clásico del teatro nacional, el Teatro Plaza celebró sus 75 años - Godoy Cruz

A sala llena y con un clásico del teatro nacional, el Teatro Plaza celebró sus 75 años

Tadeo García Zalazar fue el anfitrión en la celebración, donde Luis Brandoni y David Di Napoli, protagonizaron “El Acompañamiento”. Fotos

El Teatro Plaza celebró su cumpleaños número 75 y le abrió el telón a un clásico del teatro argentino.

Con entradas agotadas, la obra El acompañamiento, protagonizada por Luis Brandoni y David Di Napoli, se puso en escena en las tablas de la sala adquirida por el Municipio en mayo de 2017.

Por esta razón, Tadeo García Zalazar contó que “es un aniversario muy importante para la historia y la cultura de Godoy Cruz”.

Además, repasó: “Nos llena de orgullo haber podido adquirir el edificio para el Patrimonio municipal“.

“Hoy es usado por artistas y tiene una fuerte actividad social, con las escuelas, con talleres artísticos, escuelas de danza y folclore”, cerró el Intendente.

También participó de los festejos el ex Jefe Comunal y actual diputado nacional Alfredo Cornejo.

El ex Gobernador repasó que “son muchas las historias que han pasado por este Teatro, cuánta gente se habrá conocido, habrá generado amistades, afinidades, afectos, parejas”.

Por último, se refirió a la importancia de haberlo comprado y consideró “que es un gran avance del departamento y la provincia”.

Además, Diego Gareca, director de Cultura e Industrias Creativas opinó que “es una sala maravillosa y Godoy Cruz, en el Gran Mendoza, es pionero en materia cultural”.

Una inolvidable historia sobre la amistad

Mientras tanto, el escenario del Plaza recibió en sus tres cuartos de siglo, a los talentosos Brandoni y Di Napoli.

Los actores le dieron vida a la obra escrita por el dramaturgo argentino Carlos Gorostiza, fallecido en 2016.

Escrita originalmente en 1981, fue representada durante la última dictadura militar por Carlos Carella y Ulises Dumont.

Así mismo, en la puesta se cuenta la historia de dos amigos de toda la vida: Tuco (Brandoni), quien trabaja en una metalúrgica y Sebastián (Di Napoli), que tiene un kiosko.

Después de una broma que le juega a Tuco un amigo del barrio, este decide renunciar a su trabajo para dedicarse al canto.

Para ello, se encierra en el altillo de su casa armado con un cuchillo y aislado por completo de su familia y de la gente en general.

Dado que los intentos de la familia para alejar a Tuco de esa aventura son en vano, deciden recurrir a su mejor amigo (Sebastián) para que este intente devolverlo a la cordura y desista de su proyecto.

A partir de ese momento y con el desarrollo de diversos diálogos y reflexiones, Sebastián encontrará en Tuco un espejo donde poder mirarse y poner en duda la aparente locura de su amigo.

Un show a todo color y entradas agotadas

Durante la previa del espectáculo, el público disfrutó de diversas intervenciones artísticas.

Mimos, zanquistas , hadas, estatuas vivientes, malabaristas y el elenco “Susurradoras a destiempo” animaron a los cientos de asistentes.

Octubre 15, 2021


Más noticias
Sigue la venta de entradas de la Fiesta de la Cerveza: desde este jueves se pueden comprar en la boletería del Teatro Plaza